EL PROYECTO

- La escultura hiperrealista al servicio de la historia clásica romana -

 

Cuando el arte y la historia se unen

 

Césares de Roma nace de la necesidad por divulgar la historia clásica romana desde una percepción más humana, real y moderna.

 

Es la escultura hiperrealista el hilo conductor que consigue mostrar con gran realismo una visión de la época que hasta ahora sólo podíamos imaginar, casi como una brecha en el tiempo. Recrear los rostros de los gobernantes y emperadores romanos que murieron hace más de dos mil años no es algo que deba dejarse al azar. Por ello y con el empeño de poder traerles a nuestra época, juegan un papel primordial el estudio exhaustivo de la numismática, esculturas, relieves y fuentes literarias clásicas que han llegado hasta nuestros días, haciendo posible que podamos acercarnos lo más fielmente al aspecto real que pudieron tener aquellos dueños del mediterráneo.

 

 

 

 


Futuras ambiciones


Césares de Roma pretende ser un referente didáctico en cuanto a nuevas formas de divulgar la cultura clásica apoyándose en el aprendizaje emocional. Julio César será el personaje de partida de ésta exposición única en el mundo, que transportará al visitante a la Roma clásica mostrando desde los compases finales de la república romana hasta el declive de la dinastía Julio-Claudia.


Todo ello acompañado por las esculturas hiperrealistas de sus principales protragonistas, los emperadores Augusto, Calígula o Nerón entre otros, junto a una parte especial destinada al emperador hispano Trajano.

Una exposición viva y diferente

 

Viva, ya que no todo termina con la simple escultura.  Hablamos de dotarles de alma propia. Que ésta sea percibida por el visitante hasta dejarse incluso sugestionar haciéndole sentir cierta incomodidad al tener a los emperadores romanos justo delante suyo. Hombres de un ilimitado poder que gobernaban sobre todas las cosas y personas. Que con un solo gesto podían hacerte rico o mandarte asesinar con la misma facilidad. Y ahora estás delante de ellos.

 

Diferente, por que se aleja de lo clásico. Queremos impulsar otra forma de aprendizaje. No se trata de contemplar una escultura marmórea o leer antiguos relatos, podemos llegar a no sentir empatía. Se trata de vivir una experiencia, sintiendo y aprendiendo a la vez. Aprender es adquirir un conocimiento por medio del estudio y la experiencia, por lo que si ésta es buena y agradable, hace que resulte más sencillo captar toda la información técnica que se quiere transmitir.

 

 

 

Galeria

¡Síguenos en Facebook y entérate de las novedades antes que nadie!

Contacto:

contacto@cesaresderoma.com

Copyright Césares de Roma. Todos los derechos reservados